Más destinos: NuevaYorkAFondo - LondresAFondo - ParisAFondo - MadridAFondo - ItaliaAfondo

Sagrada Familia

El barrio de Barcelona que atrae a más turistas a lo largo del año es el de Sagrada Familia, ya que debe su nombre a uno de los monumentos más importantes de España y al más visitado del país, la basílica de la Sagrada Familia. A finales del siglo XIX se empezó a construir este maravilloso templo y en la actualidad todavía no se ha terminado. Se la calificado como la obra maestra de Antonio Gaudí, arquitecto que ha dejado su huella en diferentes puntos de interés del a ciudad. Lo que más sorprende a los visitantes son sus puntiagudas y cónicas torres que hacen que sacar una fotografía entera de la basílica sea todo un reto. El diseño está pensado para tener un total de 18 torres, pero cuando Gaudí falleció sólo había una construida. Además de su bello interior y exterior, el templo cuenta con una zona subterránea donde está el museo donde se enseñan planos originales de Gaudí, maquetas de la basílica y diferentes piezas que se utilizaron en los inicios.

Precisamente la importancia de la catedral y de su principal arquitecto  han hecho que el barrio cuente con la avenida Gaudí, una de las arterias principales de esta zona. La avenida cruza desde la Sagrada Familia hasta el Hospital Santa Cruz, y da vida a uno de los lugares donde se congregan más tiendas, bares y restaurantes del barrio. Otra de las zonas importantes de este barrio es la Plaza de la Hispanidad que fue diseñada por Dolores Febles. Lo que más destaca de la plaza es un gran mural pintado en más de 450 metros de largo por un grupo de artistas procedentes de Francia. Se le llama Balcones de Barcelona y en estos ‘balcones’ están representados varios personajes relacionados con la ciudad, como Joan Miró, Pablo Picasso, Cristóbal Colón y por supuesto, Antonio Gaudí. Una forma curiosa de contemplar a aquellas personalidades relacionadas con la historia de Barcelona que han influido en ella con sus diferentes aportaciones.

El barrio de la Sagrada Familia es una zona perfectamente comunicada con el resto de zonas importantes de la ciudad mediante líneas de metro y paradas de autobús. Cuenta con todo tipo de comercios y dispone de una gran variedad de alojamientos, ya que es uno de los lugares de Barcelona que más turistas atrae por su joya principal, la basílica. Una zona ideal para viajar en familia ya que cuenta también con zonas verdes donde poder jugar y pasear.